Seleccionar página
Por amor al arte, comparteShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Google+
Google+

La Navidad es la época en la que abusamos de dos cosas, de la comida y del azúcar. El azúcar en la comida y en todo lo demás. No vamos a negar que en Expectativa a veces somos un poco siesos y nos alejamos de lo ñoño. Aunque en otras muchas esos vídeos de gatos que pueblan Internet nos roban el corazoncito. Pero como en Navidad todo vale, vamos a dejar de lado la imagen de tipos duros que intentamos transmitir (mentira) y os vamos a dejar con una selección de películas animadas y navideñas. Seguro que habéis visto la mayoría, pero no por ello dejan de ser unas buenas películas y unos grandes entretenimientos con los que pasar el resto de las fiestas abrazado a la manta.

En estas fechas tan señaladas, nos llena de orgullo y satisfacción presentaros esta selección de películas que ya hemos empezado a ver y zampar.

A Christmas Carol, 2009. Robert Zemeckis.

…O cómo empezar un ranking de películas con un libro. De Charles Dickens, concretamente. Pero qué es más típico que este Cuento de Navidad en Navidad. Por si alguien todavía no lo sabe, cuenta la historia de Dr. Scrooge, avaro y egoísta, que es visitado en Nochebuena por fantasmas del pasado, presente y futuro que le harán replantearse su condición. Como esta obra ha sido bastante adaptada tanto en cine como en teatro, vamos a dejaros el trailer de la que es de momento la última versión, de la mano de Disney, en 3D y protagonizada por Jim Carrey.

Pesadilla antes de Navidad, 1993. Henry Selick.

Esto es Halloween, esto es Halloween…¡Ah no! Que es Navidad. Tim Burton empezó muy bien creando esta maravilla de musical stop-motion dirigida por Selick. Una tierna historia de amor, soledad y auto-aceptación. No vamos a negar que de pequeños esta película nos daba un pelín de miedo, de adolescentes todos amamos a la parejita Jack y Sally, y de adultos nos arrepentimos un poco de haber sido fans de Tim Burton, pero sólo un poco.

The Polar Express, 2004. Robert Zemeckis.

Robert Zemeckis sorprendió a propios y extraños cuando decidió que haría una película navideña al uso. Y no se quedó en eso, cuando decidió que sería una película de animación de estilo ultra-realista muchos empezaron a tener serias dudas de este proyecto. Al final consiguió crear una película con cierta gracia y con un encanto especial. Lo más destacable es, como en casi todas sus películas, la actuación de Tom Hanks que aquí no representa a un personaje, sino 5.

El Origen de los Guardianes, 2012. Peter Ramsey.

Contar la historia de las grandes fechas y de los guardianes de la infancia usando como protagonista al uno de los personajes menos conocidos en este mundo, Jack Escarcha, era una tarea muy difícil. Crear una película de acción para la infancia tampoco era una tarea sencilla. Dreamworks mezcló los mejores ingredientes de sus películas, siendo capaz de mantener un mensaje adulto y evitando tratar a su público objetivo con condescendencia. Una gran película de animación que merece un mayor reconocimiento.

Tokyo Godfathers, 2003. Satoshi Kon.

Quien no conozca a Satoshi Kon que abandone inmediatamente este blog y empiece a buscar su filmografía. Un director que trata a la animación como una forma más de llegar al cine. Es un cuento de Navidad muy, muy especial. Utilizando a tres vagabundos que encuentran a un recién nacido abandonado en la víspera de Nochebuena, hace un retrato de la sociedad moderna japonesa algo pesimista al principio. Pero como es marca de la casa en estas fechas, la esperanza es lo más importante. Una genial fábula contemporánea que vibra con humor y energía.

Eduardo Manostijeras, 1990. Tim Burton.

Ya, bueno, esta no es de animación ¿Y qué? Mola. No se puede hablar de Navidad ni de nieve sin hablar de Eduardo Manostijeras que

*SPOILER*

usa sus tijeritas para cortar hielo frío y darnos la maravilla de la nieve porque una vez le rompieron el corazón.

*FIN DEL SPOILER*

Qué triste, y qué bonito a la vez. De lo mejorcito de Tim Burton. Pues eso, que la veáis, como cada Navidad.

Por amor al arte, comparteShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Share on Google+
Google+